martes, agosto 08, 2006

Tocando con la Resistencia


El asunto fue simple. Se trataba de ir a ras de suelo por entre los miles de personas que acampan en el Paseo de la Reforma y tocar, como una muestra de adhesión al movimiento de protesta por las acciones con que la derecha radical está tratando de mantener su poder. Se trató, además, de hacerlo al grito de "yo también soy un peligro para México: ésta música no está avalada por Televisa ni por Televisión Azteca" (lo cual implica que Gaspar Sanz, Mateo Carcassi, Federico Moreno Torroba, Antonio Lauro, y todos los demás compositores de música para guitarra lo son, también)
Y que conste mi testimonio para decir que aunque los fanáticos de la ultraderecha lo nieguen, en ese campamento abunda la gente buena.

5 comentarios:

Alfonso Lara dijo...

Vientos por la resistencia pacífica con música, mal por la otra resistencia, no desde el punto de vista de la ultraderecha sino desde el punto de vista de alguien que se tiene que parar 2 horas mas temprano para trabajar al otro lado de la ciudad.

Grimalkin el Bardo dijo...

Ni hablar, mi estimado Alfonso. No puedo estar en desacuerdo con el punto de lo difícil que resulta transitar por esa parte de la ciudad con el plantón. Pero habría que decir que antes de que todo ésto ocurriera por la zona había un tráfico brutal. Además del hecho de que peores experiencias hemos vivido por el bloqueo cultural, político y económico en el que hemos vivido. Es hora de cambiar.

Américo del Río dijo...

Seguimos en pie de lucha, hermano, avísame cuando vayas de nuevo, y armemos algo.

blimunda Labru dijo...

¡me encantó que hayas ido a tocar a los campamentos! Sin embargo yo tengo que expresarmi absoluta y total inconformidad contigo, y es que me parece terrible que no lesavisesa los cuates porlo menos para ir a disfrutar un ratito de la gente y desde luego de escucharte tocar... y te juro que extraño tanto escucharte. No me olvides, por favor

Grimalkin el Bardo dijo...

Mi querida Blimunda, ten por seguro que no te olvido, y como tú ya sabes que suele ser usual en mí, traigo planes en mente, y sería un gusto que tú participaras. Ya nos veremos pronto.